Mi experiencia por José Rivero

01/01/2013

El día que recibí la llamada, no me habría creído nunca que tal llamada me cambiaría tanto la vida. Resulta que estaba en mi trabajo, director de oficina bancaria, y me llaman para decirme que a un buen amigo acaba de darle un infarto.

Afortunadamente, tuvo la posibilidad de asistir a un hospital urgentemente y pudo salvar la vida. Después, ante el juicio sobre su incapacidad total para volver a trabajar le pidieron un informe psicológico. Este amigo acudío a un psicoterapeuta para emitir dicho informe, a lo que éste le contesto afirmativamente pero con la condición de que asistiera a algunas sesiones para poder evaluar adecuadamente su caso. Hecho esto, mi amigo, conociéndome, me comentó que porque no me decidía a hacerme psicoterapeuta, que es lo que siempre había yo querido pero que por circunstancias no había hecho. Mi amigo sabía la situación por la que yo estaba pasando en el banco, depresiones, pastillas, malos ratos, no disfrutaba de mi familia, etc. Finalmente me convenció para que por lo menos pidiera información, y eso hice. De todo lo que busqué por internet, el Instituto Galene fue lo que más me convenció, no se si por el diseño de su pagina web, si por el discurso del Dr. Zurita al inicio de la página. El caso es que solicité información aquí.

Es una de las decisiones más correcta que he tomado en mi vida. Posteriormente todo se precipitó. Con la crisis, la situación en el banco se hizo insostenible, las pastillas eran la orden del día, los malos ratos eran continuos, la situación en mi casa crítica. En toda esta vorágine tuvo lugar la entrevista para la aceptación de mi persona en el Master con el Dr. Zurita. Fue un momento muy agradable ante toda la situación que estaba viviendo en ese momento. Recuerdo que asistí acompañado de mi mujer, y cuando ella vió el instituto y todo lo que ofrecía, me comentó que eso era lo que yo necesitaba. Hay estaba mi solución (y mi salvación, dicho sea de paso).

Parece como que estaba escrito, al poco tiempo me despidieron de mi trabajo y fue el Master, aparte lógicamente de mi familia y amigos, a lo que me pude agarrar en la caida al vacio que experimenté. Y fue un expléndido apoyo. Los tutores, los compañeros, todos me ayudaron en su manera a superar este trauma, a darme cuenta de la situación y a asumir mis circunstancias. Evidentemente el Master me ha cambiado la vida, fundamentalmente me ha permitido tener vida, tener esperanzas y ver el futuro de otra manera. Por supuesto bajo la capa de la incertidumbre, pero asumiéndola y aceptándola. Por que como dice el Dr. Zurita, aprender a hacer con miedo lo que antes no hacia por el miedo.

José Rivero
690314746
riverog66@gmail.com
www.psicoterapia-joserivero.com

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información ACEPTAR

Aviso de cookies